EL ARTE DE LA SEDUCCION (tercera parte)

“El amor es un arte igual que el de vivir, por lo cual si queremos adquirir la capacidad de amar debemos hacerlo de igual manera que para aprender cualquier otro arte como la música, la pintura, etc.”
Erich Fromm

Demasiada educación sentimental a través del cine y de la televisión han hecho creer que el amor es algo indefinido que llega como una fuerza poderosa con la persona ideal en el momento en que menos esperamos. ¡Qué alejada queda esta creencia de la cita de Fromm! Posiblemente incluso sea lo contrario, que el amor llegue suavemente, con la persona que vamos necesitando a cada paso de la vida y en el momento en el que lo deseamos. Esto es más parecido al amor bien entendido y lo primero al un Hollywood romántico, la antiguamente llamada “fabrica de sueños”.

El seductor amoroso tiene los pies en la tierra porque se conoce y sabe que los sueños sirven para caminar más lejos y conseguir sus metas trabajadas día a día gracias a sus capacidades, a la constancia y al desarrollo de nuevas habilidades que le permiten alcanzar el éxito. Por todo ello, el amor llega gracias a su autovaloración positiva y deseos de vivir una vida plena. Y esa forma de amar, como expone este libro, también se aprende.

SEDUCCION 6No nos preparan para las despedidas, no nos enseñan a aceptar a los demás, ni hay escuelas para aprender a amar. Como dijo Chavela Vargas: El amor es un paso. El adiós es otro… y ambos deben ser firmes, nada es para siempre en la vida. En mi vida fui creyendo que aprendía estas cosas de la mejor forma, es decir, viviéndolas en la experiencia de la vida. Sin embargo, ello no me hacía ser mas habilidoso, es más, por muchas experiencias que tuviera, siempre permanecía en el mismo lugar, no avanzaba y volvía a caer en la misma piedra. Ahora sé que la habilidad de saber despedirme de las personas y saber recibirlas en mi vida se pueden adquirir mediante un conocimiento profundo de mi mismo. Y al igual que he aprendido a comunicarme de una forma asertiva y empática con los demás, también he ido aprendiendo otras destrezas, por ejemplo, a montar en bicicleta a los 51 años y a nadar a los 54, y aún me quedan mucho más por aprender. La de aprender a amar comencé a prepararme a los 45 años y aún sigo en la escuela.

 

Uno de los fundamentos de este aprendizaje amoroso es la famosa frase: “No puedo amar a los demás hasta que no me ame a mi mismo”. Letanía que se repite una y otra vez en debates y redes sociales, sin que termine de calar en las personas por los motivos que hemos ido viendo en capítulos anteriores. La primera parte de este volumen se ha dedicado a ello y si has conseguido aumentar tu poder personal, podrás ver, como me ocurrió a mi, que el amor hacia los otros es algo diferente a lo que nos deja entender el romanticismo o la cultura popular.

El encuentro amoroso se tiene que producir en unos parámetros de equilibrio entre mis necesidades y las del otro. Por ejemplo, si voy en busca de la pareja, creo que la he encontrado y corro hacia ella con los ojos vendados es muy probable que lo que en realidad vaya buscando es una “mamá” que satisfaga mis necesidades emocionales no resueltas. Es por ello muy importante que estas estén satisfechas con la parte de mi que se encarga de hacerlo y no las quiera encontrar fuera de mi, en una pareja. Del mismo modo, el hecho de irnos al otro extremo, el no querer entregarnos a la relación de pareja, un “yo lo guiso y yo me lo como”, nos convierte en personas independientes pero desconectadas del amor. Louise Hay, autora de Usted puede sanar su vida y El poder está dentro de ti, afirma que debido a nuestra falta de autoestima, buscamos en nuestro compañero sentimental el cariño, el aprecio, el reconocimiento y el apoyo que no nos damos a nosotros mismos.

Extracto de mi libro El arte de la seducción de pronta aparición.


'EL ARTE DE LA SEDUCCION (tercera parte)' Hay 2 comentarios

¿Te gustaría compartir lo que estás pensando?

Tu dirección de email no será publicada.


  1. 31/03/2016 @ 02:46 Carlos Gutiérrez Arribas

    Querido Luis, recibo con mucho cariño y expectación esta publicación, tantas veces comentada y reclamada desde la finalización de los dos talleres anteriores.
    Grata novedad en una serie de encuentros extremadamente claves, dulces y deliciosos para mi progresión personal.
    Sin duda, me enriquecerá más como persona y continuará puliendo mi entendimiento del entorno y ciclo vital.
    Me despido por el momento con ese “nos vemos mañana” que tanta gracia me hizo en el primer taller.
    Abrazos zamoranos de corazón

    Responder

    • 31/03/2016 @ 10:23 Luis Dorrego

      Querido Carlos,
      mil gracias por tu comentario.
      El libro estará en un par de meses o tres en el mercado.
      Espero que te guste!
      Abrazo de corazón!

      Responder

Old Paper by ThunderThemes.net